Blogia
UN GATO EN EL BALCÓN

TERRORISMO

 

 

    Cada uno tiene su particular punto de vista, percepción de las cosas y problemas que atañen al mundo. Pero lo que sí debemos tener claro, es que eliminar física o legalmente militares y gobernantes israelíes no debería ser motivo de pena, sobre todo en defensa propia, que es casi siempre.

    Y ustedes me dirán que deberíamos meter en el mismo saco a todos los israelíes, ya que son ellos los que votan a sus gobernantes, o parece que los voten, puesto que la democracia de aquel país está tan vigilada como cualquiera de la zona. Pues no... porque mientras haya israelíes que estén en contra de lo acontece, que son muchísimos, no se les puede meter en el mismo saco.

    Ser soldado acarrea unos riesgos, y ser soldado israelí conlleva unos cuantos más, pero existe la alternativa a no serlo. En Israel hay muchos jóvenes encarcelados por negarse a servir en su ejército. Los llaman cobardes y traidores a su patria, pero la realidad es que son los menos cobardes de todos, y lo de traidores es muy discutible.

    Y ustedes también me dirán que en este saco también deberíamos introducir a sus enemigos. Pues tampoco, porque esos tan solo defienden su tierra robada con lo poco que les queda, manera de vivir y pensar, que aunque sea muy distinta a la nuestra, es igual de legítima.

    El horror llegado de aquellas latitudes que tanto nos escandaliza, debería tener una fácil solución: ignorar la existencia de todo producto o ciudadano israelí, exceptuando aquellos que se exilien por motivos de conciencia, que los hay; y juzgar con tribunales internacionales a todo individuo de aquel país que haya participado en su ejército o gobierno, que son casi todos, para dilucidar que tipo de responsabilidad tienen en las matanzas y actos de terrorismo cometidos en Palestina.

 

    Terrorismo...

    Hace poco, en el blog de Eduard Puset, este se preguntaba por el origen y manera de combatir el terrorismo. Se saltaba lo más esencial para luchar contra él: ¿Qué es terrorismo? O, lo que puede ser diferente: ¿A qué le llamamos terrorismo?

    Para la Real Academia Española , que vista la situación del idioma no debe ser gran cosa, el significado de “terrorismo” es: Sucesión de actos de violencia ejecutados para infundir terror.

     Bajo esa premisa, terrorismo es tanto el producto del acoso en la escuela, como el producido por los aviones israelíes en Palestina y Líbano, sus bombardeos y actos de sabotaje, o por unos panfletos repartidos en Euskadi por un determinado grupo político, dando la dirección de un concejal casi tan fascista como ellos, o por los portaaviones norteamericanos paseando su mortal poderío frente algún país señalado por el borracho.

    También fue terrorismo el que producían los militares del cono sur bendecidos por el Wotjila, ese que algunos memos quieren santificar, o el de las FARC con setecientos rehenes como escudos humanos...

    Pero claro, para terrorismo el de Israel, que ese utiliza todo el repertorio...

    Sus soldados, ya solo yupies de diseño, demuestran su valentía utilizando niños palestinos como escudos humanos, sus aviadores la demuestran bombardeando fábricas de refrescos con los trabajadores dentro, sus marinos haciendo lo mismo con playas llenas de bañistas, sus gobernantes obligando al ejército destruir barrios de viviendas, raptar en pleno día a quien les lleva la contraria o tirotear a un cámara incómodo , y, por último, lo del acoso escolar... hacen pasar sus aviones rompiendo la barrera del sonido a pocos metros de las escuelas. Vamos... todo un logro en valentía y defensa de los valores democráticos occidentales.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Cecilia B. -

No se trata de dar distinta valoración, se trata de delimitar qué es terrorismo y qué no lo es y es otra cosa completamente distinta. Un grupo de individuos dispuestos a inmolarse en un mercado o a poner un coche bomba en la puerta de un colegio es un grupo terrorista que atemoriza a TODA la población y no sólo a una parte de ella. De acuerdo con este criterio, válido desde hace mucho tiempo, ETA no ha sido grupo terrorista hasta hace bien poco. De hecho, aún es posible leer en periódicos extranjeros, 'Grupo Independentista Vasco' o eufemismos similares. Con un enorme esfuerzo diplomático se logró que ETA fuera considerada grupo terrorista en las listas de grupos terroristas de la ONU o de la UE.

De hecho la legislación española en materia penal o penitenciaria no establecía hasta hace bien poco diferencias significativas entre un delincuente común y un asesino de ETA. No existe, de hecho, ningún código penal o procesal específico para terrorismo, algo incomprensible si existe un grupo terrorista activo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

pau -

No debemos caer en la tentación de dar distinos grados de valoración al terrorismo, asesinato político, etc.
El asesinato de un juez en manos de un grupo terrorista sirve para aterrorizar al colectivo judicial. Cuando se detiene a un terrorista, siempre se le encuentran diversos papeles que señalan un colectivo determinado, esos papeles tienen solo la función de aterrorizar, al terrorista ni puñetera falta le hacen, se sabe de memoria, direcciones, nombres, costumbres, manías... de cientos de personas.
No debemos ser tan puros en las denominaciones, creo que terrorismo es el acto de aterrorizar a una comunidad atentando contra ella.
Terrorismo puro...
ETA se vanagloriaba de no hacer terrorismo sino de ejecutar a sus enemigos, y no es así, en multitud de casos no lo fue.
En Dinamarca no fueron la razón y las palabras lo que frenaron a los nazis, que tampoco lo hicieron completamente, ya que finalizando la contienda se cebaron con ellos.
Dinamarca disponía de un estatuto especial gracias a su característica racial y el disponer durante la ocupación un gobierno legítimo que apenas se opuso a los ocupantes, pero en Agosto de 1943, los nazis lo olvidaron, y en Octubre detuvieron a los judíos que quedaban en Dinamarca, unos 500, el resto había huído a Suecia. 500 parecen pocos pero piensa que Dinamarca era un país muy poco poblado, los nazis daneses, en las elecciones parlamentarias de 1943, eran unos 1000, el 2% del electorado... calcula.

Cecilia B. -

Sucesión de actos de violencia ejecutados por unos pocos con el fn de alterar la política de unos muchos a través del terror. No atacan a un grupo concreto sino a todos los ciudadanos de forma indiscriminada, es decir, cualquiera puede ser víctima de terrorismo. LOs atentados de AlQaeda, Hamás o grupos afines, por ejemplo, son ejemplos de terrorismo puro. El asesinato individual dentro de un entorno de terrorismo no lo es. Así, asesinar a un juez de la Audiencia Nacional no es más que asesinato; una furgoneta cargada con explosivos en un parking es terrorismo. Y eso es así aunque los autores de los dos actos se consideren adscritos a un grupo calificado o adjetivado como 'terrorista'.

Los valores democráticos occidentales fueron los que permitieron Auschwitz y mucho más recientemente Srebrenica. Los mismos que toleraron vuelos de la CIA con sospechosos de terrorismo o los mismos que, votando a esos que los permitieron, les dan legitimidad para seguir gobernando. Los valores democráticos occidentales no existen porque jamás han existido más allá de palabras huecas y en esa presunción absolutamente falsa de igualdad ante la ley: todos los ciudadanos de las democracias occidentales son iguales ante la ley, pero no todos los que viven en esas democracias occidentales son ciudadanos. Las democracias occidentales (democracias nominales nada más) sólo comprenden del uso de la fuerza para acabar con la barbarie. Alguien debería enseñar, a todos esos presuntos demócratas occidentales, el ejemplo de Dinamarca cuando, a través de la razón y las palabras y sin un poderoso ejército, frenaron a esos bárbaros nazis que pretendían exterminar a todo judío que residiera en el país.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres